Los mejores personajes televisivos de 2018

Ya estamos en diciembre y como manda la tradición bloguera es momento de hacer listas y más listas, repasar lo mejor del año y esas cosas. Yo no iba a ser menos, así que empezaré este balance recordando los personajes que más me han hecho reir, llorar y disfrutar a lo largo de 2018.

Kate (Todo es una mierda)

Tengo que incluir a esta maravilla de personaje, ya que Netflix inexplicablemente decidió cancelar esta serie ambientada en los 90 tan entretenida y que no era la típica de adolescentes, sino que iba un poco más allá. Y es una pena sobre todo porque no podremos ver nada más de Kate (Peyton Kennedy), de cómo sigue conociéndose a sí misma, superando sus miedos, sus inseguridades y sus heridas del pasado. Sin duda,  la oportunidad perdida de la plataforma online de tener una serie con un buen referente adolescente para el colectivo LGBTI, sin caer en topicazos, ni esterotipos. No te lo perdono, Netflix.

Kate Messner Everything Sucks
© Imagen: Netflix

Villanelle (Killing Eve)

Si hay que elegir una reina indiscutible para 2018 esa tiene que ser, sin duda alguna, Villanelle. Es sexy, divertida y una psicópata despiadada, que mata por placer y que se obsesiona fácilmente con las personas. Ha sido una gozada verla en acción gracias a Jodie Comer, que hace un interpretación brillante de este complejo personaje. No soy capaz de explicar las ganas que tengo de volver a verla en pantalla en la segunda temporada y lo que me gusta ver a esta actriz triunfando con un papel así.

villanelle
© Imagen: BBC America

Serena Waterford (The Handmaid’s Tale)

Es difícil elegir solo a un personaje de The Handmaid’s Tale, pero la roba escenas indiscutible de la segunda temporada ha sido ella. Un personaje de esos complicados, fácil de odiar y difícil de querer o incluso comprender. Aunque la gran labor interpretativa de Yvonne Strahovski y lo bien escrito que está el personaje hacen que podamos entender por qué es como es y, sobre todo, que está haciendo que cambie. En esta segunda temporada hemos visto como Serena se iba rompiendo poco a poco y por fin se ha dado cuenta de que el mundo que ella ha contribuido a construir es una auténtica pesadilla. Magistral.

serena
© Imagen: Hulu

Midge Maisel (La maravillosa Sra. Maisel)

La segunda temporada de la serie se ha estrenado hace muy poco y eso ha sido suficiente para que Midge esté en esta lista. Habla muchísimo y muy rápido, es resolutiva, se le da bien todo lo que a una señorita bien del Upper East Side de finales de los años 50 debía saber hacer y, además, es divertida en un mundo donde parece que solo los hombres tienen permiso para serlo. El trabajo de Rachel Brosnahan es impecable y es imposible no querer a su personaje.

The Marvelous Mrs Maisel Rachel Brosnahan
© Imagen: Amazon

Michael Langdon (American Horror Story: Apocalypse)

Lo reconozco, tengo un crush importante con Cody Fern. Ya me enamoré un poco (y sufrí mucho) con su personaje en El Asesinato de Gianni Versace y con su interpretación de Michael Langdon en la octava temporada de AHS ya no he podido disimularlo más. Michael Langdon es diabólico, malvado a todos los niveles y, a la vez un niño  que está perdido, falto de cariño. Una especie de Voldemort pasado por el filtro de Ryan Murphy. Aunque finalmente la temporada me ha parecido más bien tirando a mediocre, no me olvido de él y de su carisma.

Cody Fern Michael Langdon
© Imagen: FX

Justo Gil (El Día de Mañana)

Otra de las sorpresas del año y viene de una serie que se ha estrenado casi de tapadillo, con poca promoción y poca repercusión, pero que es una maravilla. Justo Gil es un hombre ambicioso, que llega a la Barcelona de los años 60 con ganas de triunfar y conseguir una vida más próspera. Unas ambiciones que acaba llevando al extremo y que finalmente le pasan factura. Sin duda estamos ante uno de esos personajes bien construidos, que vamos conociendo poco a poco, que puede llegar caernos mal, aunque comprendamos sus motivaciones. Sin duda un personaje que no sería lo mismo sin el gran trabajo que ha hecho Oriol Pla para ponerse en su piel.

justo
© Imagen: Movistar +

Ana Mari (Arde Madrid)

Si Inma Cuesta se ha marcado uno de los papeles de su carrera se dice y no pasa nada. Aunque la serie nos muestre a la icónica estrella de Hollywood Ava Gardner, la verdadera estrella y reina del show es Ana Mari. Una mujer acostumbrada a seguir las normas impuestas por el régimen franquista sin rechistar. Ni siquiera se plantea si está bien o mal y, tras convertirse en la sirvienta de Gardner durante un tiempo, acaba saliendo de esa represión que ella misma se ha impuesto y evoluciona de una manera asombrosa, divertida y poderosa. Es lo mejor de Arde Madrid y eso que hay muchos personajes memorables, desde la propia Ava hasta los grandiosos Perón.

inma-cuesta
© Imagen: Movistar +

Lidia San José y Noemí Argüelles (Paquita Salas)

Lidi, la niña de Ala…Dina, ¿cómo no iba a estar en esta lista? Si por algo ha destacado la segunda temporada de Paquita Salas ha sido porque nos ha permitido conocer mejor a otros personajes además de la protagonista. Y Lidia es uno de los mas honestos, tiernos y emotivos de la serie. El capítulo de su cameo en El Secreto de Puente Viejo es una absoluta maravilla y todo un homenaje a la propia actriz, que por fin está recibiendo un reconocimiento más que merecido con este papel que se mueve entre la ficción y lo autobiográfico.

En una serie como esta es imposible elegir un solo personaje memorable y la otra reina indiscutible de la temporada 2 en Noemí Argüelles (Yolanda Ramos), que con su interpretación de vendedora de Divacell y emprendedora imparable ha conseguido arrancarme alguna de las mayores carcajadas del año. Además es la protagonista de uno de mis memes favoritos de 2018.

Yolanda Ramos Noemi Arguelles
© Imagen: Netflix

La familia Crain (La Maldición de Hill House)

Vale, aquí lo mismo me paso un poco pero me cuesta elegir solo un personaje y sé que hay unos mejores que otros, pero al final la familia al completo, con cada uno de sus problemas personales, sus rencillas, el drama que han vivido, sus secuelas, sus miedos, sus anhelos, eso es lo que ha hecho de La Maldición de Hill House una serie maravillosa. Me resulta imposible elegir solo a uno. Por eso Steve, Shirl, Theo, Matt, Nell y sus padres  Olivia y Hugh entran todos en la lista. Hasta la Sra. del cuello torcido entra, solo por los ratos de mal rollo que me ha hecho pasar.

Bent Neck Lady Hill House Nellie
© Imagen: Netflix

Paulina de la Mora (La Casa de las Flores)

No podía faltar ella en esta lista y es que ha sido sin duda uno de los fenómenos más divertidos y la que ha conseguido que una serie bastante normalita como La Casa de las Flores se convierta en un auténtico éxito. Paulina de la Mora es una mujer que intenta cuidar de su familia a su manera, quizás meta la pata o sus métodos sean cuestionables, pero es indudable que intenta tirar del carro y sus hermanos o sus padres tampoco es que hagan las cosas muy bien. Ella es cuadriculada, seria y tiene una forma de hablar un tanto peculiar, por eso es lo mejor (o lo único realmente bueno) de esta producción mexicana. Todo gracias al excelente trabajo de la actriz Cecilia Suarez, a la que Netflix ha prohibido hablar como su personaje fuera de la serie.

Paulina de la Mora Cecilia Suarez
© Imagen: Netflix

Camille (Heridas Abiertas)

Sin duda otro de los personajazos del año es el de Camille Preaker de la perturbadora y extraña Heridas Abiertas. Una miniserie que no ha dejado indiferente a nadie y que parece que o la odias, o la amas. Yo soy de este segundo grupo y en parte es porque Amy Adams hace una interpretación magistral de un personaje complejísimo, lleno de traumas, problemas con el alcohol y una relación de lo más tóxica con su madre. Es difícil quedarse solo con un personaje, porque tanto su madre Adora, como su hermana Amma son también fascinantes, pero me quedo sin duda con ella.

Camille Preaker Amy Adams
© Imagen: HBO

Lenù y Lila (La amiga estupenda)

Lo sé, soy incapaz de elegir un solo personaje pero en este caso está aún más que justificado. Lenù y Lila tienen que ir juntas, porque se complementan la una a la otra y su amistad es el hilo conductor de esta maravillosa serie que nos devuelve a la Italia de los años 50, concretamente a Nápoles. Se podría decir que son bastante opuestas Lenù es tranquila, obediente, se adapta a las normas, mientras que Lila es un terremoto, rebelde y siempre intentando cambiar las cosas. Esas diferencias hacen precisamente que su amistad se vaya afianzando y, a pesar de los cambios que sufren cada una en sus vidas, su afecto permanezca. El gran acierto ha sido que han sabido encontrar a las actrices perfectas para interpretar a ambas en diferentes edades, desde que son niñas, hasta la adolescencia.

My brilliant friend La Amiga Estupenda
© Imagen: HBO

En definitiva, este es mi balance de grandes personajes televisivos del año ¿echáis en falta a alguien? ¿cual es el vuestro?

Anuncios

Un comentario sobre “Los mejores personajes televisivos de 2018

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s